El 8 de julio de 2009 se cumplió el primer aniversario del histórico fallo de la Corte Suprema de Justicia de la Nación en la Causa Matanza Riachuelo, el cual obliga a las tres jurisdicciones que intervienen en la Cuenca (Nación, Provincia, CABA) a llevar adelante un programa de acciones para la recomposición ambiental de la cuenca.
Nosotros como parte del Cuerpo Colegiado (establecido por la Corte Suprema) que controla la sentencia, evaluamos la gestión a un año del Fallo, y semanas atrás, como ya les conté,  salimos con una acción pública denunciando el papelón realizado por  la ACUMAR (Autoridad de Cuenca Matanza Riachuelo, conformada por los tres jurisdicciones ya mencionadas) en la gestión para el saneamiento de la Cuenca.
En líneas generales sobre lo evaluado, podemos precisar que la mayoría de las obligaciones fueron incumplidas en los plazos ordenados. Si bien ACUMAR comenzó a realizar algunas acciones tendientes a cumplir con lo ordenando en la sentencia, estas son incipientes, con gran lentitud y escasa coordinación. Entre los puntos que señalamos como mayor preocupación por la inacción, podemos mencionar el control de industrias, el saneamiento de basurales y la extensión de redes de agua potable y cloacas.
Si hablamos en términos propiamente ambientales, no se ha realizado ningún avance sobre la cuenca, pero si podemos rescatar algunas mejoras que tienen que ver con lo institucional, y con la buena labor del Juez de Ejecución de la sentencia el Dr. Armella, como el fortalecimiento Institucional de la ACUMAR, para que sea realmente una entidad autónoma e interjurisdiccional.
Por otro lado, nos preocupan las decisiones adoptadas por la ACUMAR que manifiestan una visión estratégica que está lejos de la recomposición ambiental de la Cuenca. Tal es el caso de las reglamentaciones creadas por la ACUMAR (Reglamento de Agente Contaminante y Reglamento de Usos de Agua), que son los parámetros de control para la contaminación industrial y la calidad del agua, que definirán las condiciones ambientales futuras del Matanza Riachuelo.
Respecto a estas cuestiones esperamos tener un espacio de discusión con  la ACUMAR, en los próximos meses, de acuerdo a las reuniones conjuntas que ha establecido el Juez Armela, hecho que consideramos muy positivo, para la participación ciudadana en el saneamiento de la cuenca.

  • Exigí vos también a las autoridades el urgente saneamiento del Riachuelo, hacé click aquí.




Please follow and like us:

3 thoughts on “A un año del fallo de la Corte Suprema”

  1. Hola Greenpeace, soy un ciudadano comun como todos…y con un proposito al que seguro muchos les interesa…El maltrato animal…
    Quisiera que ustedes,la gran organizacion greenpeace junto con otras organizaciones, ponga en marcha…este tema…porque yo quiero tener un futuro prospero…y para mis hijos, y de seguro que ustedes tambien…y para que nuestros amigos habitantes, en el futuro sigan existiendo…
    Porfavor…
    Miren este video respecto al tema: http://www.youtube.com/watch?v=5mvlKSfZqaA
    Y si quieren ponganse en contacto con otras grandes organizaciones…del mundo…!
    Apema: http://www.apema.org.ar/
    Conciencia Animal: http://www.conciencia-animal.cl/paginas/temas/temasdenuncia.php
    Ningun Animal Maltratado: http://www.ningunanimalmaltratado.com/
    Quisiera que se viera este tema, para asegurar la vida de nuestros amigos, animales…en el planeta…
    Gracias…

  2. Hola Consuelo:
    En primer lugar te felicito por las notas realizadas, quiero decirte como habitante de la Ciudad de Avellaneda, me siento muy identificado y afectado con la causa específica del Riachuelo.
    En la rutina diaria cuando me dirijo a trabajar, cruzo el Puente Pueyrredón hacia la Capital, pensando me surge la imagen de aguas limpias, con gente en botes kayaks, competencias de regatas, barcos de paseos, bares, restaurantes, chicos jugando en las veras, disfrutando de un hermoso lugar,desterrando definitivamente la pobreza y la miseria que se arrima a las orillas,con sus precarias casillas de chapa o de cartón, quizá escapando del prejuicio de toda gran ciudad y ciudadanía; si cabe el término, que los arroja al desprecio a la inmunda y miserable suciedad de la cuenca. Ayyyy!!! Argentina como duele esto!!!. Pero bueno algo tengo que hacer al respecto.
    Por eso quiero colaborar especialmente con este gran desafio que significa la solución definitiva aunque ardua de este problema.
    Yo pertenezco a GP, he colaborado en algunas acciones; además soy socio.
    Esta campaña te repito es muy especial para mi, por proximidad, por vivencias, y ¿por qué no? por un factor social fundamental, ayudar humildemente y dentro de las posibilidades, a esos argentinos que tienen la desdicha de padecer la miseria extrema.
    Cuenten conmigo para lo que sea necesario, acercar información, denuncias u otras cuestiones.
    Escribime y decime en concreto en que puedo ayudar.
    Desde ya muchísimas gracias por tu atención y tu trabajo.
    Salu2 y adelante compañera verde!!!

  3. Hola Consuelo: me uni como socia de GP porque creo que es iprescindible detener el deterioro que le estamos causando a nuestro planeta. Mi colaaboracion es muy humilde pero espero ayude en la enorme tarea que realizan. Se que son muchas las campañas que realizan, pero quisera pedirles que difundan si es posible otra lucha contra la contaminación, tambien en nuestro pais y en una cuenca de agua dulce,la del Lago Lacar en San Martín de los Andes. El consejo deliberante de esa ciudad ha modificado una ordenanza que regula la urbanización de la Vega Plana, que permite expandir la urbanización de la misma sin medir apropiadamente el impacto ambiental .Ya que la difusión ha demostrado que es el mejor medio para ayudar en su lucha a aquellos que intentan impedir que se tomen medidas arbitrarias impunemente, les pido que a travez de su pagina difundan el sitio http://www.forosmasustentable.blogspot.com.ar/ que pertenece a la gente que se ha comprometido en lograr un desarrollo sustentabe de San Martín de los Andes. Muchas gracias,por su atención y por su trabajo!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *