El nuevo barco de Greenpeace, el Rainbow Warrior III realizó su primera parada en el tour que verá a sus tripulantes defendiendo al medioambiente navegando los océanos. Fue en Hamburgo y nuestro compañero Pablo Bullrich nos cuenta cómo vivió esos días en contacto con quienes hicieron posible este nuevo capítulo en la historia de Greenpeace. Lo compartimos con ustedes:

“A poco de pisar tierra firme en Hamburgo, después de realizar el primer tramo del viaje, organizamos por primera vez un gran evento que es una tradición en los viajes de los barcos de Greenpeace: el "Open Boat". Cuando un buque se detiene en el puerto de una ciudad se realizan jornadas que tienen una duración de 3 o 4 días en las cuales los habitantes disfrutan de la oportunidad de recorrer el barco, hablar cara a cara con la tripulación, conocer su funcionamiento y presenciar charlas del staff. Y la visita del Rainbow Warrior III a Hamburgo no fue la excepción.

Fueron tres días muy intensos en los que estuvimos todos trabajando duro para que la visita fuera todo un éxito. Los primeros dos días vinieron más de tres mil personas y el último día unos 200 chicos de diferentes escuelas fueron invitados para asistir a una visita guiada. Mi función durante esos días fue recibir a la gente en el helipuerto y mostrarles el sistema de funcionamiento para que, en caso de ser necesario, un helicóptero pueda aterrizar en un barco de este tipo con velas.

También debía estar atento a cualquier pregunta o consulta general de las personas para poder responder correctamente. La presencia del barco les generaba muchísima curiosidad y nadie quería perderse la oportunidad de subir y conocer nuestros equipos eficientes y nuestras oficinas. Otra de mis funciones fue chequear que todo lo que sucediera a bordo fuera seguro, por ejemplo, controlar que los chicos no corran en la cubierta, que nadie se caiga en las escaleras, ayudando a la gente a subir y a bajar del barco.

Una de mis compañeras del programa New Hands On Deck, Harmony, fue la encargada de subir a uno de los mástiles de 55 metros para colocar allí una cámara que registró los primeros momentos del día, cuando las personas comenzaban a acercarse al barco para observar la exhibición de fotos de Greenpeace (que exponemos en cada puerto).

No fue una tarea difícil para Harmony, ella posee entrenamiento en escalada y podía subir al mástil en una especie de “ascensor”. Pero, aún si éste se hubiera roto a mitad de camino, ella tenía puesto una arnés que le hubiera permitido descender tranquilamente. La cámara funcionó muy bien, pudo captar el momento en que ingresaban los primeros visitantes subiéndose que conocieron este increíble barco.

Este Open Boat en Hamburgo fue uno de los eventos que más disfruté hasta el momento durante este viaje. El poder recibir a bordo a personas del barco que son ni más ni menos que las que hicieron posible que este barco hoy ya esté navegando me generó una sensación indescriptible, porque no hay que perder de vista que aquí la tripulación es sin dudas parte de este barco, pero el Rainbow Warrior III sigue siendo de la gente. El nuevo Guerrero del Arco Iris es de todas las personas que, alrededor del mundo, colaboran con Greenpeace día a día.

Recién partimos de Hamburgo con destino a Amsterdam (Holanda) y acabo de grabar un saludo muy especial para todos los que hicieron y siguen haciendo posible este nuevo viaje en defensa del planeta.

Un abrazo desde el Mar del Norte y hasta la próxima".

Pablo

Suscribite al blog de Pablo en el Rainbow Warrior III y recibí en tu casilla de mail las actualizaciones del viaje. Hacé click aquí

Please follow and like us:

12 thoughts on “El Rainbow Warrior abre su cubierta para recibir a los habitantes de Hamburgo”

  1. Hola Pablo. Nuevamente, te estoy viendo a travès de los Videos y fotos, en tus trayectos.
    Desde Huinca Renancò,en el Sur de Còrdoba y, a travès de twiteer :@olahcarco te envìo mis mensajes de Salutaciòn para vòs y tus Compañeros.¡¡¡Arriba!!!,que la Batalla,recièn empieza.

  2. Pablitoooooooooo idolooooooooooo se te extraña amigo pero te sigo minuto a minuto en esta causa de la que todos los que aportamos nos sentimos parte. Abrazoooo nos veremos pronto!!!

  3. Pablito, Dios los bendiga a todos los proteja y ilumine vuestra ruta
    tengan todos la luz, la fuerza y la protecion de lo alto para conseguir
    todo lo que se propongan, muchas gracias por vuestra tarea, luz y fuerza

  4. ¡ Me encanta poder seguir tus pasos por este medio !!! Yo también voy viajando en el majestuoso Rainbow Warrior III. Abrazos desde la ciudad de La Plata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *