La activista y blogger de Greenpeace Internacional Laura Kenyon comentó sobre  la última evidencia que se encontró acerca de cómo la empresa Sinar Mas sigue rompiendo sus propios compromisos en la protección de las selvas tropicales y turberas.
De acuerdo con Keynon, parece que no sólo no es probable que Sinar Mas “limpie” su comportamiento, sino que hace pocos días Greenpeace dio a conocer en un informe nuevas evidencias de que las ya famosas prácticas de destrucción de los bosques de Sinar Mas continúan realizándose sin cesar y en violación directa con su propio compromiso medioambiental para la protección forestal.
Sinar Mas es el más grande productor de aceite de palma y pulpa de papel de Indonesia. La reciente campaña de Greenpeace sobre el chocolate KitKat contó con la participación de cientos de miles de personas en todo el mundo que pidieron a Nestlé que deje de comprar materia prima a Sinar Mas, debido a su actuación destructiva en la selvas y turberas de dicho país.

Ahora, nueva evidencia fotográfica muestra a Sinar Mas no sólo deforestando en las áreas de turberas de la isla de Borneo, sino también destruyendo selvas que fueron identificadas por un estudio de las Naciones Unidas para su Programa de Medio Ambiente como hábitat de orangutanes.
El 29 de julio Sinar Mas debía publicar una auditoría de sus propias actividades pero que cubría sólo a un pequeño número de concesiones de palma aceitera,  no a todas sus operaciones. El lanzamiento de esta auditoría ahora fue postergado por Sinar Mas y su compañía de relaciones públicas, Bell Pottinger, para el 10 de agosto. El nombre de Bell Pottinger puede sonar familiar, ya que se la contrató también para llevar adelante las relaciones públicas de Trafigura, la empresa comercial del petróleo que fue recientemente condenada y multada por haber operado como transporte ilegal de desechos tóxicos en Côte d’Ivoire.
Mientras Sinar Mas promete públicamente que va a proteger los bosques y las turberas de Indonesia, hace exactamente lo contrario. Además de estas promesas rotas, la compañía planea llevar su imperio de destrucción cada vez más lejos. La semana pasada, el jefe de la división de aceite de palma de Sinar Mas confirmó las intenciones de expandirse a un adicional de 1 millón de hectáreas, incluyendo los bosques vírgenes de Papúa.
Las selvas tropicales y turberas de Indonesia no puede permitirse el lujo de seguir siendo víctimas de las ambiciones cada vez más grandes de Sinar Mas, después de todo, se trata de un país con una de las más grandes tasas de deforestación en el mundo.
Recientemente hubo pasos positivos, compañías multinacionales como Unilever, Kraft y Nestlé  respondieron a las evidencias de las prácticas destructivas de Sinar Mas y rescindieron contratos con ella. Hasta que esta empresa ya no esté involucrada en la destrucción de bosques tropicales y turberas, otras compañías que aún se relacionan con ella- como el proveedor de aceite de palma Cargill – deben saber que están comprando destrucción del medio ambiente.

Descargá el informe (en inglés) de Greenpeace «How Sinar Mas is expanding its empires of destruction», hacé click aquí.




Please follow and like us:

4 thoughts on “Nuevas evidencias de que Sinar Mas aún no cumple sus promesas con el medioambiente”

  1. HOLA EN MISION NUEVA POMPEMPEYA ANOCHE ABIA UNA TOPADORA Q NO SE A Q DIRECCION VA ,MISION NUEVA POMPEYA QUEDA A 180 K DE JUAN JOSE CASTELLI ESPERO VEAN MI MENSAJE ESTAN AL FRENTE DE LA ESTACION DE SERVICIO GRACIAS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *