El Puente de la Mujer amanece como bosque desmontado.
Emoción. Adrenalina. Nervios. El 10 de agosto pasado no fue un día más. 65 voluntarios de Greenpeace lograron una gran hazaña: desplegaron un cartel de 850 metros cuadrados para ¨vestir¨ al Puente de la Mujer como un bosque desmontado. Queríamos que todos se enteren de la grave realidad que viven los bosques de nuestro país.
El Puente de la Mujer, en Puerto Madero, es un ícono de Buenos Aires. Y hacer una acción allí no fue nada fácil. Por eso, nuestros voluntarios te cuentan cómo vivieron esta experiencia única que ya es parte de la historia.
Aldana es voluntaria del grupo local de Rosario. Ya más tranquila nos explica lo que sintió al haber sido parte de esta intervención artística: ¨La acción desde todos los puntos de vista que puedo analizar fue increíble… Muchas veces sentí que podría estar haciendo más para ayudar a los chicos que estaban colgados hacía horas, si yo estaba cansada, no quería pensar que sentían ellos. Creo que somos un equipo impresionante, (más ellos, que hicieron todo el trabajo difícil), pero quedó claro que cuando decimos que nos preocupa esto, que trabajamos duro, que damos todo, va en serio. ¡Me sentí tan orgullosa de tener tanta gente hermosa alrededor!¨
Argentina está entre los 10 países que destruyó más bosques en los últimos 25 años. Los incendios intencionales y los desmontes ilegales están arrasando miles de hectáreas de bosques en nuestro país. Es momento de considerar a la destrucción de bosques como lo que realmente es: un crimen.
La puesta en escena en el puente representa a las más de 600 mil hectáreas desmontadas entre 2008 y fines del 2014, el equivalente a 30 veces el tamaño de la Ciudad de Buenos Aires. Estaban protegidas por Ley de Bosques, pero fueron destruidas para ser destinadas a producción agropecuaria y desarrollos inmobiliarios.
 juan
Juan Ignacio, integrante del grupo local de Rosario, sabe que la deforestación provoca inundaciones, desertificación y pérdida de biodiversidad. Por eso, no dudó en formar parte de esta actividad para defender los bosques: ¨La verdad que fue muy emocionante, se siente increíble formar parte de este grupo de personas que lucha por nuestro futuro, y el de todos. Es admirable la forma en que se preocupan por nosotros mientras estamos en actividad, hace que uno se sienta seguro de lo que está haciendo¨.
La situación es cada vez más grave. Los que deforestan no reciben ninguna sanción, a veces solo una multa insignificante que no detiene los desmontes. Tenemos que cambiar esta realidad. Nuestro objetivo es que los incendios intencionales y los desmontes ilegales se conviertan en un delito penal.
bryan
Bryan, voluntario de Greenpeace en Chile, viajó hasta Buenos Aires para ayudarnos a proteger nuestros bosques. Sabía que sería una acción monumental, como ninguna otra. Él quería ser parte de la historia y lo logró. Fue uno de los 10 escaladores que estuvo colgado por más de 10 horas en el Puente de la Mujer.
¨Comencé a subir y fue algo más difícil que en los entrenamientos, a ratos miraba el paisaje y pensaba en la causa, eso me motivó a subir con más fuerzas…Seguimos trabajando, no puedo describir lo que sentía, a ratos abrumado por la responsabilidad y el esfuerzo mental y físico que todos estábamos haciendo allí, pero en la mayoría de los momentos me sentía feliz y emocionado por lo que estábamos haciendo y lo noble de la causa. A ratos quería llorar de la emoción. Finalmente, después de horas colgando de ese lugar, fatigados por el esfuerzo, logramos lo que nadie se atreve a hacer. Me voy feliz de lo que logramos juntos¨, cuenta Bryan.
juan y nico
¨Después de haber pasado tantas horas parados, y las personas de escalada colgadas, ¡al ver el cartel completamente desplegado fue una alegría enorme! Todo salió como se esperaba, y ¡MEJOR!…Muchos pensarán que es una locura, pero es la única forma para que las personas tomen conciencia y noción de lo que está pasando desde hace años en el lugar que habitamos. Por una ley en la que Destruir Bosques ¡#EsUnCrimen!¨, explica Nicolás, voluntario del grupo local de Posadas, Misiones. Con 23 años vivió su primera acción como voluntario de Greenpeace.
mara
Para Mara, voluntaria del grupo local de Mar del Plata, también fue su inicio en una actividad de este tipo: ¨Sin dudas, ha sido uno de los días más perfectos y felices de los que he vivido ¡Mi primera acción!. Sentí (y siento) mucha emoción al ver que todos estamos unidos por una causa: ¡defender el Planeta! Y eso hace que uno de lo mejor de sí mismo y lo mejor como grupo para que así sea. El compromiso, la lucha, la unión, la pasión y el compañerismo fueron los valores que se sintieron en todo momento… Siento que fue la mejor decisión de mi vida el día que fui a mi primera reunión como voluntaria porque de allí en más todo ha sido felicidad, satisfacción ¡y un gran sueño cumplido!¨.
ema
Emanuel es voluntario del grupo local de Buenos Aires y activista de escalada. Estuvo colgado del puente por más de 10 horas para dejar un mensaje muy claro: destruir bosques es un crimen.
¨Pasaron 70 horas y recién ahora siento que el cuerpo no duele. Si bien uno se entrena para poner un cartel y hacer fuerza durante varias horas, el cuerpo pasa facturas igual. Eso es lo de menos al momento de pensar cuáles son las cosas que NO se entrenan. Uno NO entrena dejar días de facultad para poder participar, NO entrena la persuasión a un jefe para que nos dé los días y estar ahí, NO entrena el quedarse fines de semana pintando y cosiendo, NO entrena el estar parados con frío para llevar en el pecho un mensaje claro, NO entrena el viajar desde cualquier provincia sin saber para qué estás viajando, NO entrena un cantito para apoyar a otros cuando realmente lo necesita, NO entrena cuidar y dar apoyo desde un gomón a gente loca que está colgada, NO entrena pasar la noche anterior con nervios y sin poder dormir, NO entrena la cara de póker al decir «son 10 minutos más, es una foto y nos vamos«. Miles de cosas se entrenan, pero esas y otras tantas NO, se hacen con el corazón, con el alma, con las ganas y la convicción de saber que SI lo hacemos todos juntos se puede. Cada uno fue imprescindible en la tarea que realizó, porque sin la ejecución de un pequeño detalle, la historia podría haber sido otra¨, afirma Emanuel.
El Puente de la Mujer amanece como bosque desmontado.
Eliana es voluntaria del grupo local de Mendoza. Viajó desde su provincia para ser parte de una experiencia que le dejó una gran enseñanza: ¨A lo largo de mi vida he tenido la suerte de participar en muchos equipos deportivos diferentes y suponía que tenía una idea clara de lo que significa la tan mencionada frase “trabajo en equipo”, pero JAMÁS viví algo como lo que pasó en esta acción… el sentir que lo que le pasara al otro me pasaba a mí, como si sintiera lo que el otro sentía…el abrazo de reencuentro con cada uno que llegaba, el aplauso desahogado de reconocimiento y orgullo por el otro y a la vez por uno mismo, el entenderse con una mirada. Gracias Greenpeace por permitirme, sentir en el corazón y aprender, lo que realmente significa el TRABAJO EN EQUIPO!¨.
Greenpeace comprobó ayer el avance de las topadoras en la finca San Francisco, en el departamento de San Martín, en zonas protegidas por la ley de Bosques (1). Los activistas bloquearon dos cisternas de combustible para evitar el funcionamiento de las máquinas y fueron encerrados por uno de los dueños de las tierras
¨La foto de la acción demuestra lo ínfimos que somos comparados con ese gran gigante que es el puente y también el cartel. Me pesaba una tonelada, pero logré subir mi parte del cartel porque el aliento que recibí de los chicos que estaban abajo ¡fue enorme!. Ellos me escuchaban gritar ¡NO PUEDO!, pero no era un NO PUEDO relacionado a que no lo íbamos a lograr, era literalmente por el peso del cartel… Jamás dude que no podríamos llegar a hacerlo por más momentos críticos que se vieron… ¡Gracias infinitas a todos por confiar!¨, reconoce Solange, voluntaria del grupo local de Buenos Aires.
El desmonte debe ser algo inaceptable y condenable por todos los argentinos. Como cada uno de nuestros voluntarios, todos podemos ser parte de un gran movimiento nacional en defensa de los bosques.
Sumá tu apoyo para pedir que se penalice la deforestación, hacé click aquí.
Si querés sumarte como voluntario, hacé click aquí.
 
 
 

Please follow and like us:

3 thoughts on “¿Qué se siente al participar en una acción de Greenpeace? 8 voluntarios te lo cuentan”

  1. FELICITACIONES PARA TODOS LOS QUE LUCHAN POR EL MEDIO AMBIENTE, LES AGRADEZCO A TODOS POR EL BIEN DE MIS HIJOS Y ÑIETOS ETC. NOSOTROS YA CUMPLIMOS ( EN MI CASO ) UNA ETAPA PERO LOS JOVENES TIENEN MUCHO PORQUE LUCHAR Y LOS FELICITO, POR ESO ES MI APOLLO MENSUAL PARA UDS. QUE DIOS PROTEJA ESTA INSTITUCION Y CADA VEZ SEAMOS MÁS LOS QUE PONEMOS NUESTRO GRANITO DE ARENA PARA QUE UDS. SIGAN HACIENDO ESTO Y MUCHO MÁS POR NUESTRO QUERIDO PLANETA. GRACIAS MILES Y BENDICIONES PARA TODOS.

  2. ¡Son unos valientes, chicos! ¡Admirables! ¡Lástima que tengo demasiada edad para hacer los mismo, que si no…!!! Me levanta el ànimo saber que existen personas como ustedes, que son jóvenes, entregados, comprometidos con lo bueno, lo verdadero, lo justo. ¡La esperanza que brindan es enorme!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *