Nuevos documentos de Wikileaks publicados hoy muestran que la fiebre del petróleo en el Ártico no sólo es una amenaza para el medioambiente y nuestro clima, sino también para la paz.

Los documentos muestran cuán seria se volvió la escalada por los recursos naturales del Ártico.
Y la ironía es que en vez de ver el derretimiento del casquete polar ártico como un indicador para tomar acción para evitar el cambio climático, los líderes de las naciones del Ártico están invirtiendo dinero en equipos militares para luchar por el petróleo que se esconde debajo. Se están preparando para luchar por extraer los mismos combustibles que causaron el derretimiento. Es como querer apagar un incendio con gasolina.
A continuación tenemos algunos de los puntos principales de los comunicados
Mayores amenazas militares
La fiebre del petróleo en el Ártico amenaza con traer inestabilidad y conflicto. En uno de los cables, diplomáticos de Estados Unidos hacen referencia a “el potencial del aumento en las amenazas militares en el Ártico”.
El embajador ruso ante la OTAN fue citado diciendo: “El siglo 21 verá una lucha por los recursos, y Rusia no debería ser vencida en esta lucha… La OTAN sabe desde dónde sopla el viento… sopla desde el Norte”.
En abril de 2008, el jefe de la marina rusa, el almirante Vladimir Vysotsky, dijo: “Si bien en el Ártico hay paz y estabilidad, no podemos descartar que en el futuro haya una redistribución del poder, e incluso una intervención armada”.
Plantar una bandera rusa, una idea del partido de Putin
Rusia está maniobrando para apropiarse de grandes porciones del Ártico, según una importante fuente en Moscú, que reveló que el partido de Putin Rusia Unida ordenó una expedición de un explorador ruso para clavar una bandera rusa en el lecho marino.
Haciendo lobby con Groenlandia
Los Estados Unidos están haciendo enormes esfuerzos para ganarse el favor de Groenlandia, ante la preocupación de la influencia china. Un cable decía: “Nuestra aproximación a Groenlandia los llevará a resistirse ante una falsa elección entre Estados Unidos y Europa. También reforzará nuestra relación con Groenlandia de cara a los chinos, que mostraron un gran interés por los recursos naturales de Groenlandia”.
Otro cable dice: “Con la independencia de Groenlandia en el horizonte, Estados Unidos tiene una oportunidad única de moldear las circunstancias ante las cuales una nación independiente puede emerger. Tenemos una gran seguridad y crecientes intereses económicos en Groenlandia, para los cuales los mecanismos existentes pueden no ser suficientes. Las inversiones comerciales estadounidenses, nuestra sostenida presencia militar estratégica y un nuevo interés de alto nivel científico y político en Groenlandia argumentan a favor de un pequeño puesto de presencia estadounidense en la capital de Groenlandia lo antes posible”.
Tensiones en la OTAN
Los líderes canadienses están inquietos con los planes de la OTAN de proyectar fuerzas militares en el Ártico ante la amenaza de una posible agresión rusa. Steven Harper, Primer Ministro canadiense, fue citado diciendo que una presencia de la OTAN en la región le daría demasiada influencia a los miembros que no pertenecen al Ártico en una zona “a la cual no pertenecen”.
Justificando los gastos militares
El ministro de relaciones exteriores de Noruega agradeció a su par ruso Lavrov “por hacer mucho más fácil el justificar la venta de aviones militares ante el público noruego, debido a los constantes vuelos militares rusos sobre las costas de Noruega”.
Los “beneficios” del calentamiento global
Otro cable indica que “detrás de la política rusa (sobre el Ártico) se encuentran dos potenciales beneficios resultantes del calentamiento global: la perspectiva de una (incluso estacional) ruta marítima sin hielo de Europa a Asia, y las reservas de petróleo y gas escondidas debajo del lecho marino del Ártico”.
El que se queda afuera se lo pierde
Se reportó que el ministro de relaciones exteriores danés Moeller le dijo a un grupo de diplomáticos estadounidenses que “si se quedan afuera (de una convención marítima clave), entonces los demás vamos a tener más del Ártico para explotar entre nosotros”.
Además, los cables informan que “Moeller también reflexionó que las nuevas rutas marítimas (que se abrirán debido al deshielo) y los descubrimientos de recursos naturales eventualmente ubicarían a la región en el centro de la política internacional”.





Please follow and like us:

One thought on “Wikileaks revela que la nueva guerra fría podría ser por el Ártico”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *